Rosa María Paniagua de Barry

30 diciembre 2016

Desde mis ojos - Los Nacimientos

El Niñito de Eva

Hace varios años, encontré un Niño Dios con un rostro precioso (con respeto y sin ofender) y me pareció tan lindo y perfecto para regalárselo a Eva en Navidad y así lo hice. Ella tendría unos 7 años de edad si mal no recuerdo. Quedó más encantada y feliz que con cualquier otro regalo que recibió ese año, "mi Niño Dios" le llamó.  Le dimos un sitio especial en la siguiente Navidad y asi lo seguimos haciendo cada año.  En las fotografías podrán ver a que me refiero.  

No sé ustedes, pero yo no puedo ver a los Niñitos desnudos, así que vestí al de Eva. Tiene su ranchito de madera (hecho por Dave) y está rodeado de angelitos, inglesias, palomas y lucecitas.  Está sobre el mueble reciclado junto a la puerta de la habitación de Eva, resguardándola. 

El Misterio del cielo estrellado

Tengo dos Misterios más, pero este año solo coloqué uno. Este me lo regaló Juanito y mi mamá lo pintó para mí, pues era de color blanco. Dave hizo algo maravilloso con la caja para sombreros de mi abue Mimía y colocamos allí el Misterio.  No digo más, disfruten las fotografías. 

Ya me quedan pocos detalles para mostrarles. Espero tener tiempo mañana para publicar la última entrada del 2016.  Voy a cocinar un lomo de cinta para el 1 de enero, así qué si me recuerdo de tomar las fotos, les compartiré esta nueva experiencia culinaria.

¡Que disfruten las fotos de nuestros nacimiento!





Me encanta como se ve el conjunto general del nacimiento de Eva. Pareciera que la repisa superior del mueble reciclado fuera exacta para el mismo.











El Niñito de Eva está vestido, maya blanca de un calcetín reciclado y una mañanita de brin atada a la cintura. No podía verlo desnudito.










En la repisa inferior del mueble, algunos adornos navideños.




Sobre el escritorio de Eva coloqué un mantel con estrellas y una canasta con velas que tiene otro Niñito Dios custodiado por dos angelitos.





Este pequeñín me lo regaló mi mamá, me lo trajo de Europa, pero no recuerdo el país.








Me encanta este Níño Dios porque se está llevando un pié a la boca como hacen los bebés.






Un básico del reciclado: Base de lámpara comprada al chatarerro y vuelta a alambrar por Dave; pantalla regalo de mi abue Mimía, sueter rojo viejo y bufanda tejida por mi abue. ¡Clásico!

Este es el Misterio que Juanito me obsequió y mi mami pintó. Esta colocado sobre la mesa elaborada por Dave con la caja de sombreros de mi abuela. 
El Niñito Jesus observado por su madre, está dentro de un ranchito de madera reciclada que Dave hizo.
Esto es lo más simple y maravilloso que Dave ha hecho en Navidad: colocó lucecitas detrás de un cielo estrellado en la tapa de la caja. No hay mejor telón de fondo que este para mi Misterio. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario